Inicio

Desde hace más de 15 años, el destino de los cerca de 300.000 kg anuales de alfalfa de Castelserás, que produce Juan Carlos Anglés, son los criaderos de pura sangre y las cuadras con los caballos más veloces de países como Francia, Alemania, Catar, Kuwait o Arabia Saudíta, y son los países del golfo pérsico, donde el humano durante la Edad del bronce, seleccionó la alfalfa para alimentar a los caballos procedentes de Asia Central, los que demandan cada año mayor número de toneladas de la alfalfa de Castelserás.

La alimentación de un caballo de trabajo o competición, debe estar acorde con su peso, su estado corporal, su edad, carácter y ejercicio realizado a diario.

Nuestro forraje es de alta calidad, y sólo producimos lo que vendemos, fomentando una alimentación rica en energía, sana y equilibrada en cada uno de nuestros envíos.

Recomendamos:

Vidatriz